Las redes dilapidan la primera gala de 'Operación triunfo'

La primera gala de 'Operación triunfo' ha competido contra 'El tiempo del descuento'

'Operación triunfo' cuenta con una gran legión de adeptos que siguen el canal 24 horas y que crean comunidad gracias al fanatismo o las fobias que les generan cada uno de los concursantes. Pero realmente lo que cuenta en televisión es la audiencia que se genera y que tienen muy en cuenta las cadenas a la hora de dar continuidad a dichos formatos.

Para OT la audiencia se mide con las galas de los domingos y que por lo visto, este domingo ha decepcionado a cientos de espectadores que se han quejado de los múltiples problemas técnicos que ha sufrido la emisión del programa, sumado a los desafortunados comentarios de los concursantes a lo largo de la semana, que desdibujan la verdadera esencia del formato.

La gala ha empezado con un triste y poco preparado homenaje a Marisol, dónde los concursantes no han estado nada acertados y que incluso, ha sido motivo de crítica por parte de Noemí Galera, que ha entrado como portavoz de todo el claustro de profesores. El número no estaba preparado y se notaba una falta de trabajo importante.

Por si esto fuera poco, el sonido ha sido el lastre de toda la noche, dónde muchas de las actuaciones se escuchaban mal y hacía que los espectadores se quejasen constantemente en las redes sociales. No se entiende que el programa siga teniendo los mismos problemas, año tras año.

Poca sensibilidad 

El jurado tampoco se ha librado de las críticas. Natalia Jiménez se ha visto como el centro de la diana al realizar una confusa valoración a Nick que creía que estaba salvado, para más tarde descubrir que la cantante de 'La quinta estación' lo había nominado.


Comentarios

envía el comentario