María Patiño en el punto de mira: Brutales críticas a lo que hizo en directo el sábado

Los espectadores se han mostrado muy críticos con la presentadora

María Patiño conecta en directo desde plató durante la emisión del programa socialité
María Patiño y su programa Socialité reciben críticias por una controvertida conexión en directo | Mediaset

La presentadora de Mediaset, María Patiño, se ha visto envuelta en un aluvión de críticas tras la emisión de este sábado del programa ‘Socialité’. El espacio presentado por la periodista realizó una conexión en directo para contar la emotiva historia de una señora de 91 años que estaba sola tras perder recientemente a dos hijos, una de ellas a causa del Covid-19 que agravó la enfermedad que padecía.  

Una historia que a pesar de ser trágica, también estaba repleta de humanidad, puesto que mostraba la solidaridad de una vecina que le hacía la compra para evitar que la mujer saliese a la calle. Sin embargo, lo que parecía ser un reportaje de lo más conmovedor se acabó convirtiendo en una conexión en directo de lo más controvertida

Los espectadores, muy enfadados

Los usuarios de Twitter que estaban en ese momento presenciando la noticia del programa no tardaron en darse cuenta de la ausencia de medidas de protección durante la conexión en directo. La escena por sí sola resulta chocante. Durante varios minutos se reúnen en el pequeño descansillo del edificio la señora, la vecina solidaria, la reportera y el técnico de cámara, que aunque no salga en pantalla podemos predecir su presencia.

En un espacio tan pequeño es fácil presumir que no se cumple la distancia de seguridad recomendada entre personas. Y por si fuera poco, ninguna de las presentes llevaba mascarilla, ni siquiera la señora de 91 años. La única protección que pudimos ver en pantalla fueron los guantes que portaban la reportera y la señora, así como el plástico que recubre el micrófono, unas medidas que de poco sirven con tanta proximidad.

¿Ha puesto 'Socialité' una vida en peligro?

Incluso hay un momento en el que la reportera se acerca a escasos centímetros para coger el sobre que tenía la señora en la mano, donde guardaba la lista de la compra y el dinero que le iba a dar a la vecina. Este hecho es muy grave si tenemos en cuenta la contradicción que esto supone, puesto que la solidaridad de esta vecina era precisamente para procurar que la señora, perteneciente al grupo de riesgo, mantuviese ese distanciamiento social. 

En las redes sociales acusan al programa conducido por María Patiño de buscar minutos de gloria a costa de la exposición de una persona vulnerable. También acusan a la propia presentadora de dar consejos de protección y prevención que luego no cumplen ni en su propio programa.


Comentarios

envía el comentario