ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Un trabajador en estado grave tras sufrir un accidente en Cantabria

La víctima se encontraba trabajando con su tractor en una finca de Bárcena de Pie de Concha
Grave tras sufrir un accidente con su tractor mientras trabajaba en Cantabria | 061 Cantabria

 

Un hombre de 61 años se encuentra en estado grave después de haber sufrido este domingo, 23 de septiembre, un accidente cuando trabajaba en una finca de Bárcena de Pie de Concha, en el Valle de Iguña, Cantabria. 

El siniestro se ha producido en torno a las 12:00 horas del mediodía, cuando por causas que todavía se desconocen el hombre sufrió un accidente con su tractor. Hasta el lugar de los hechos se han trasladado una ambulancia del 061 de soporte vital básico de Arenas de Iguña y otra de soporte vital avanzado de Torrelavega. 

El herido ha sido intervenido en Valdecilla

Cuando los servicios sanitarios llegaron a la zona, procedieron a inmovilizar al hombre y lo trasladaron al Hospital Valdecilla, donde ha ingresado en la Unidad de Politraumatismos y ha tenido que ser intervenido quirúrgicamente. 

En el operativo también han participado el servicio de urgencias de atención primaria de Los Corrales de Buelna y agentes de la Guardia Civil, que se encargaron de instruir diligencias e investigar los hechos. 

Dos jóvenes detenidos por amenazar a un tendero y su hijo

Por otro lado, la Policía Local de Santander ha detenido a dos jóvenes por insultar, amenazar, pegar e intentar agredir con una navaja a un tendero propietario de un establecimiento comercial y a su hijo. 

Los hechos han tenido lugar en un local de la calle Marqués Hermida de la ciudad de Santander, cuando el propio dueño de la tienda alertó a la policía de que unos jóvenes que habían ido a comprar vino volvieron un rato después y comenzaron a propinar «puñetazos y patadas» a su hijo, al que intentaron también agredir con el arma blanca. 

Al parecer, en su primera visita los jóvenes intentaron comprar vino «de forma insistente» y tras adquirirlo, abandonaron la tienda entre insultos dirigidos al dueño y a su hijo. 

Más tarde, los agresores volvieron acompañados de un hombre ya conocido por el tendero y su hijo - al parecer, debido a que tiene una deuda económica con ellos -, que empezó a insultarles mientras que otros dos jóvenes empezaron a pegarles. 

Después de la agresión, el grupo intentó darse a la fuga pero uno de ellos fue interceptado por los agentes de la Policía, que vieron cómo tiraba la navaja debajo de un vehículo. Tras una persecución, el segundo joven fue arrestado. Ambos están acusados de un delito de lesiones, agresión con arma blanca y amenazas.