El niño estrangulado por su madre envió a su abuela un mensaje de voz pidiendo auxilio

El menor alertó en varias ocasiones el trato que recibía por parte de su madre
Sergio, padre del niño estrangulado por su madre en El Ejido, Almería | Telecinco

 

Prisión sin fianza para la madre que estranguló a su hijo de 7 años en Las Norias de Daza, en El Ejido, Almería. Los padres del menor se encontraban inmersos en la batalla judicial por su custodia que fue concedida al padre tres días antes del trágico suceso. Según ha contado él mismo en una entrevista en exclusiva para ‘Espejo Público’, el pequeño había alertado en varias ocasiones del trato recibido por parte de su propia madre.

🔴 ¿Te interesa esta noticia?  Pincha aquí para recibir otros sucesos antes que nadie

Envió un mensaje pidiendo ayuda

Sergio, el padre del niño, ha contado que su hijo envió un mensaje de voz a su abuela pidiendo ayuda: «La semana antes cuando le mandó el niño a mi madre las notas de voz pidiendo auxilio para que fuera yo, fui yo allí desde Huércal y estaba la Guardia Civil y Policía Local». Ante esta situación el hombre se acercó a los agentes preguntando por su hijo y por qué había enviado ese mensaje, pero estos le dijeron que «era una travesura» y él respondió: «Yo conozco la voz de mi hijo y mi hijo está pidiendo ayuda».

Lamentablemente el pequeño fue asesinado por su propia madre y ahora su padre expresa: «Ahora ha pasado. ¿Quién es el responsable de todo esto?». Tanto él como la familia opina que esta tragedia ha ocurrido por «la inoperancia de las instituciones» y Sergio añade: «Que aquí estamos todos dándole una bomba por si desentierran a la momia de Franco o no la desentierran. Y aquí los niños de 7 años mueren, mueren... ¿Por qué? Por la incompetencia».

El padre del menor habría denunciado en diversas ocasiones que su madre le maltrataba | Cedida

 

Los abuelos temían que dañara a su nieto

El abuelo del menor, además, explicó para ‘El Mundo’ que «temían por que la madre matara a su nieto», pues no era la primera vez que alertaba sobre la situación y en una conversación con su abuela le escribió: «Abuela, dile a papá que venga que mi madre me está pegando». El padre del pequeño sentencia que «los niños tienen derecho a ser escuchados» y lamenta «haber dado los pasos que la justicia le ha dejado y no han valido para nada».

Además, un familiar ha hablado para ‘Viva la Vida’ sobre el acoso que recibía el padre del niño, quien había denunciado a su exmujer por no parar de llamarlo a él y a sus padres, además, afirma que la mujer en julio «estuvo ingresada en un psiquiátrico porque le dio un brote». Por otro lado, la ex pareja del abuelo del niño contó a ‘Espejo Público’ que lo vio ya muerto, tumbado en la parte de atrás del coche de la madre: «Si el niño parece que está muerto», pero la acusada respondió: «No, no, el niño no está muerto».