INVITACIÓN OFICIAL:

¿Te encantan Mercadona, Zara, Primark o Carrefour? Este es tu grupo. Únete al Grupo OFICIAL de Facebook de compras y moda. ¡PINCHA AQUÍ!

Nuevo dato sobre el crimen de Meco: Miriam estaba viva cuando la encontraron

Lo único que se conoce es que Miriam recibió entre 24 y 90 puñaladas entre las 20.40 y las 20.50 horas

Se ha conocido un nuevo dato sobre el asesinato de Miriam Vallejo, en Meco, hoy hace un año. Según ha publicado ‘El Español’, el único testigo del crimen halló a Miriam en estado muy grave pero viva. Así lo declaró en sede judicial.

El 16 de enero del pasado año conocíamos la noticia del asesinato de Miriam Vallejo, la joven que fue apuñalada en multitud de ocasiones en un descampado de Meco (Madrid). Tras varios meses de investigación, se detuvo a una persona, Sergio Sáez, compañero de piso de Miriam y pareja de su otra compañera, Celia. Este diciembre, sin embargo, Sergio ha quedado en libertad provisional sin fianza tras no hallarse pruebas suficientes contra él.

Así, el crimen de Miriam sigue sin resolverse un año después. Los investigadores no han encontrado pruebas sustancialmente fiables como para asegurar que el autor del crimen fue Sergio. Lo único que se conoce es que Miriam recibió entre 24 y 90 puñaladas entre las 20.40 y las 20.50 horas del fatídico día en que fue asesinada, según ha apuntado 'El Español'.

Con todo, los especialistas siguen varias líneas de investigación, entre ellas existe la posibilidad de que el autor del crimen se equivocara de objetivo, el cual podría haber sido Celia, la pareja de Sergio. Así, teniendo en cuenta los hechos, el asesino habría quitado la bufanda de Miriam, que se encontró a escasos metros del cuerpo de la joven y, al ver que no era su objetivo, saldría huyendo.

Las incógnitas

Sergio alegó que, en el momento del crimen, estaba jugando a la consola. Los agentes comprobaron la veracidad de esta información y vieron que sí, que la consola estaba encendida, pero que no había actividad. 

Por otro lado, entienden que los perros a los que paseaba Miriam no se alteraron, lo que les lleva a pensar que los canes conocían al autor del asesinato.

Según 'El Español', uno de los mayores quebraderos de cabeza es el hecho de que Miriam viera a Sergio con otra chica que no era su pareja, es decir, que vio cómo Sergio le era infiel a su amiga y compañero de piso, Celia. Este podría ser un motivo para haber acabado con la vida de Miriam, para que no lo contara.

El arma del crimen es otra de las incógnitas, ya que no se ha encontrado. La Guardia Civil realizó unas pruebas de concordancia genética con un machete que había en el domicilio de los padres de Sergio, que era de su propiedad. Los análisis dieron negativo, por lo que el asesinato no se cometió con ese machete. También falta por confirmar por qué había ADN de Sergio en el cuerpo de Miriam. Es decir, que se trata de demostrar si el tejido genético del joven estaba en Miriam por ser simples compañeros de piso o por la posible agresión que sufrió la joven a manos de Sergio.

Además, el testigo del suceso declaró que escuchó con certeza decir a Miriam: «¡Soltadme!». Esto hace pensar a los investigadores que quizás no fuese tan solo una persona la que cometiese el crimen, sino que fuese cometido por dos o más personas, apunta el citado medio.

Con todo, tras un año desde el suceso que terminó con la vida de Miriam, no se conoce al o a los responsables del terrible acto y el principal sospechoso se encuentra en libertad vigilado sin fianza.



Comentarios

envía el comentario