El infierno de Mónica, asesinada de un tiro por su novio: «Duermo con un psicópata»

«Él la tenía subyugada, no podía salir ni a tomar café con las amigas»

Agente de la Guardia Civil
La Guardia Civil deteuvo a Salva por el asesinato de Mónica Espinola | España Diario

Durante la madrugada del viernes 6 de marzo, la violencia machista se cobraba su primera víctima mortal en la provincia de Valencia. Mónica Espinola Nevado, de 37 años, fue asesinada de un disparo en la cabeza efectuado por su pareja sentimental, en una casa okupa de Villanueva de Castelló. El autor del crimen es Juan Salvador, nacido en Xátiva y conocido en su círculo cercano como Salva o ‘El Niño’.

Según informa ‘Levante’, la víctima vivía un auténtico infierno y sus amigos tenían constancia de ello. Llevaban dos años de relación pero Mónica había perdido el contacto con sus familiares y allegados, hasta el punto que cuando Salva abandonaba la casa ocupada donde ambos residían, ella se quedaba encerrada todo el día por temor a las represalias.

En este sentido, una amiga de la víctima asegura que Mónica intentó, hasta en una decena de ocasiones, alejarse de su maltratador cambiando el número de teléfono, pero siempre volvía a su lado víctima de una fuerte «dependencia emocional». No obstante, algunos allegados afirman que la fallecida había decidido dar el paso y poner fin a la relación.

«Duermo con un psicópata»

«Él la tenía subyugada, no podía salir ni a tomar café con las amigas, tenía que ser sumisa y estar en casa», señalan para el citado medio, y coinciden en que, cuando la víctima no estaba con Salva, era una persona totalmente distinta, «alegre y divertida, pero delante de él tenía que comportarse de forma diferente». «Duermo con un psicópata, pero si le denuncio me mata», confesó en una ocasión.

Era la madrugada del pasado viernes cuando el asesino de Mónica Espinola le disparó en la cabeza -posteriormente afirmó que se había tratado de un disparo accidental- hiriéndola de gravedad. Hasta el lugar de los hecho se trasladó la Guardia Civil y una ambulancia del SAMU, que trasladó a la víctima a la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de la Fe. Una vez allí, Mónica entró en estado de muerte cerebral.


Comentarios

envía el comentario