Macabro hallazgo cerca de un cementerio en Huelva

La Policía está investigando en el lugar de los hechos

Imagen de archivo de un vehículo de la Guardia Civil
Se han recogido los restos, los cuales han sido mandados para su análisis a un laboratorio | España Diario

La Policía Judicial de la Guardia Civil investiga la aparición de restos óseos hallados en las inmediaciones del cementerio de Tharsis —entidad local autónoma (ELA) del municipio de Alonso (Huelva)—, concretamente en una escombrera, para determinar si corresponden a restos humanos o de animales.

En este sentido, el alcalde de la localidad, Lorenzo Gómez (PSOE), ha indicado a Europa Press que el Ayuntamiento de Tharsis ha interpuesto esta denuncia en el puesto de la Guardia Civil de Alonso a fin de aclarar cómo han llegado hasta allí los huesos y si son o no humanos.

Así, agentes de la Policía Judicial se han trasladado a la zona para recoger parte de esos restos, que han sido mandados para su análisis a un laboratorio, según han informado a Europa Press desde el Instituto Armado.

La denuncia ha sido interpuesta después de que el propio alcalde viera en un vídeo que circula por las redes sociales esos restos, y de que «se acusara a los trabajadores municipales del cementerio de verter allí los huesos», ha señalado Lorenzo Gómez, que ha apuntado que es «una acusación muy grave que nos ha indignado».

«Hacer la exhumación»

Por esto, el primer edil ha afirmado que «habrá que determinar su procedencia y cómo han llegado hasta allí esos huesos» ya que, como ha asegurado, «nosotros usamos el protocolo establecido en cualquier cementerio de la provincia», dentro de este protocolo se encuentra «hacer la exhumación de los restos delante de los familiares, que en todo momento ven el procedimiento completo», ha añadido.

En este sentido, el alcalde de Tharsis ha precisado que se trata de huesos «muy pequeños» que podrían llevar allí «casi 20 años» por eso considera que este hallazgo ha sido «algo muy extraño». «No tenemos ni idea de dónde han salido», ha proseguido, toda vez que considera que las acusaciones «comprometen a esos trabajadores que nunca han tenido una queja en 17 años».

Por otra parte, Gómez ha recordado que el cementerio está en obras por ampliación y que «sí que es verdad que en esa escombrera se depositan trozos de cascotes de alguna obra o trozos de lápidas que se han ido rompiendo» que se recogen «cuando hay un montón acumulado y se llevan al vertedero», pero «en ningún momento restos humanos ni restos de ninguna tumba. Eso por descartado», ha enfatizado.

Por último, el alcalde ha insistido en que «si se descubriera que son restos humanos habría que investigar quién los ha depositado allí y llegar hasta las últimas conclusiones y consecuencias». Por esto ha indicado que ha interpuesto la denuncia para «que esto se investigue y se encuentre a los responsables».


Comentarios

envía el comentario