Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

GH VIP 7

📺❌ Anabel Pantoja, primera expulsada

Descubre que su novio ha muerto atropellado y se suicida

La historia de Jason Francis y Alice Robinson ha sido catalogada como la de los nuevos Romero y Julieta de la era moderna
Jason y Alice, la joven pareja que perdió la vida en Australia | Cedida

 

Como si de un Romeo y Julieta moderno se tratara, la trágica historia de una joven pareja ha conmocionado a todos sus conocedores. No se trata solamente del fin de dos vidas con todo el camino por recorrer, sino que la desgracia ha llegado en una de las fechas más señaladas del año: las fiestas de Navidad.

Poco podían imaginar Jason Francis y Alice Robinson, una joven pareja de menos de 30 años de edad, que la noche del 22 de diciembre se convertiría en la última de sus vidas. Sin embargo, una suma de infortunios se cruzó en el camino de ambos británicos, instalados en Australia unos meses atrás.


  • ATENCIÓN: Nuevo servicio de España Diario a sus lectores. Ahora te enviamos las noticias de tu provincia o ciudad, totalmente gratis al móvil. ¡Haz clic aquí y pruébalo!

 

 

Dormido en la carretera y atropellado por un repartidor

El triste relato comenzó con la muerte de Jason Francis. Apenas dos noches antes de la llegada de la Navidad, el joven se aventuró a salir de fiesta en Peth, localizado en la costa oeste del país oceánico. La diversión se alargó más de la cuenta y su regreso a casa lo hizo completamente ebrio.

 

Los británicos Jason y Alice se habían desplazado a Australia hacía unos meses | Cedida

 

Tan delicado era su estado que Jason optó por tumbarse a descansar en medio de la calle, a apenas unos metros de la puerta de su casa. El joven se quedó completamente dormido, ante una total oscuridad que hacía muy complicado que fuera visto.

El paso de los minutos provocó que un repartidor de Domino’s Pizza, que circulaba por la calzada con un turismo, se cruzara en el camino de Jason. La mala suerte hizo el resto, puesto que el conductor no se percató del joven dormido y lo arrolló con el vehículo.

 

Las luces y las sirenas despertaron a Alice

Acto seguido de producirse el golpe, el repartido se apresuró a atender a la joven víctima, intentando reanimarlo sin éxito, mientras llegaban las asistencias médicas. El ruido de las sirenas y el alumbramiento de las luces provocaron que Alice Robinson, novia de Jason, se despertara.

 

Cuando observó que su pareja no estaba a su lado y que algo grave había pasado a las puertas de su casa corrió para ver lo acontecido. Fue entonces cuando presenció la imagen que marcaría su destino: Jason había fallecido y no había nada que pudiera remediarlo.

 

El suicidio como vía de escape

Ocho años de relación e instalados en otro continente eran motivos suficientes para Alice Robinson con los que creer que todo estaba perdido. Una vez informada la desgracia sobre Jason Francis, los amigos y familiares de la joven trataron de ponerse en contacto con ella, pero fue imposible. Desapareció.

 

Jason y Alice, protagonistas de la tragedia de Navidad | Cedida

 

Durante unas 24 horas un operativo de búsqueda y rescate hizo todo lo posible para dar con la joven, pero no se pudo encontrar su rastro. Finalmente, la noche del domingo, 23 de diciembre, las autoridades confirmaron el peor de los presagios: Alice se había suicidado.

 

Campaña para repatriar los cadáveres

La emotiva y triste historia ha servido a los amigos de la pareja para poder sostenerse en ella y desarrollar una campaña de crowndfunding con la que costear los gastos que supone la repatriación de ambos cadáveres de la pareja desde Australia hasta el Reino Unidos.

Sorprendentemente, la petición ha sido completamente exitosa, puesto que en tan solo tres días se ha logrado acumular más 35.000$, superando así la marca instalada por los compañeros de Jason y Alice, quienes solicitaron donaciones por valor de 30.000$.

Comentarios