INVITACIÓN OFICIAL:

¿Te encantan Mercadona, Zara, Primark o Carrefour? Este es tu grupo. Únete al Grupo OFICIAL de Facebook de compras y moda. ¡PINCHA AQUÍ!

Los incógnitas del asesinato de Marta del Castillo, once años después

El Cuco tendrá que declarar, junto a su madre, por falso testimonio en el juicio de 2011

Once años después del asesinato de Marta del Castillo, uno de los casos más mediáticos de este país, el suceso sigue planteando más incógnitas que respuestas. La pregunta más importante es dónde están los restos mortales de la joven, una cuestión que sigue en el aire tras varias confesiones por parte del autor del crimen. No obstante, la familia de Marta no ha tirado la toalla y sigue manteniendo un duro litigio judicial.

La reconstrucción del crimen queda más o menos definida. El 24 de enero de 2009, Marta salió de casa con unas amigas para no regresar. Al parecer, mantuvo una fuerte discusión con su novio Miguel Carcaño y este le propinó un fuerte golpe en la cabeza que la mató. Es en este punto cuando las cosas se vuelven difusas.

11 años de pistas contradictorias

Según un primer testimonio de Carcaño, arrojó el cuerpo de Marta al río Guadalquivir, pero tras innumerables intentos de recuperar los restos mortales de la joven, no se ha hallado ninguna pista sobre su paradero. La investigación viró entonces a varios puntos: el vertedero de Alcalá de Guadaira, la Finca de la Rinconada y una finca próxima al tanatorio de Camas. Ningún rastreo ha dado resultado.

Ahora, El Cuco, cómplice del crimen de Marta del Castillo, tendrá que declarar junto a su madre por falso testimonio en el juicio que se celebró en 2011. La familia de la joven asesinada podría presentarse como acusación particular, y es que once años después del fatídico día, no hay descanso para sus allegados.



Comentarios

envía el comentario