Asesina a su mujer y sus dos hijas, de 7 y 9 años, por una discusión en su domicilio en Canadá

La discusión se inició al recriminarle ella que llegara siempre en pésimas condiciones a casa
El asesino trató de aparentar normalidad tras el asesinato | Facebook

 

Jacob Forman, de 35 años y de nacionalidad canadiense, ha sido detenido acusado de haber asesinado a su mujer y a sus dos hijas, de 7 y 9 años, en su domicilio. Los hechos han ocurrido en Columbia Británica, Canadá, según ‘Alerta Bogotá’.

Según la investigación policial, la mujer de Forman le habría recriminado el hecho de que siempre llegara borracho a casa y a horas intempestivas. Tras esto, se inició una discusión entre ellos, que acabó con Forman cogiendo un mazo de la cocina y asesinado a golpes a su mujer, que falleció en el acto.

Escondió los cuerpos en casa

Tras esto, escondió el cuerpo de su mujer en el garaje de la vivienda y, comenzó a idear cómo matar a sus hijas pequeñas para que no pudiesen sospechar de él. Aprovechó un momento en el que las niñas jugaban para estrangularlas hasta asfixiarlas.

Después de cometer el triple asesinato, siguió con vida normal, fue a trabajar y hasta le dijo a un compañero de trabajo que su esposa lo había abandonado, llevándose a sus dos hijas con ella.

Su compañero sospechó de lo que le decía Forman, por lo que decidió llamar a la policía y explicarles la situación, que le pareció rara. Al llegar la policía al domicilio de Forman, descubrió los cuerpos de su mujer y de sus hijas.

Así con todo, Jacob Forman ha sido acusado de triple asesinato y ha sido condenado a cadena perpetua. Entre sus declaraciones, destaca en la que alegó que había matado a sus dos hijas para ahorrarles el sufrimiento de descubrir que su padre era un asesino.