ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

La Lista Robinson: El método para evitar llamadas de los teleoperadores

Las empresas deberían consultar esta base de datos de exclusión publicitaria antes de llevar a cabo sus campañas
Los teleoperadores pueden convertirse en todo un dolor de cabeza | Cedida

 

En más de una ocasión todos hemos recibido una molesta llamada telefónica por parte de algún teleoperador e incluso a veces se convierten en varias llamadas en un mismo día. ¿Qué hacer para que no te molesten con tanta publicidad?

La solución es tan simple como apuntarse a la Lista Robinson. Al inscribirse gratuitamente en esta base de datos, que está gestionada por la Asociación Española de Economía Digital, se consigue restringir la publicidad no deseada.

 

La Lista Robinson, una base de datos de exclusión publicitaria

Los agentes de televenta suelen llamar para ofrecerte un nuevo producto o una gran oferta sin tener en cuenta ni siquiera la hora del día. Además, también se incluyen todos los correos electrónicos, el correo postal y los mensajes que las compañías envían sin descanso.

Para todo ello existe una solución avalada por las autoridades y la ley de Protección de Datos. Nada más y nada menos que una base de datos, la Lista Robinson, que fue creada por la Federación de Comercio Electrónico y Marketing Directo, la actual  Asociación Española de Economía Digital, que protege a los consumidores de todo tipo de promociones publicitarias.

Según informan sus responsables, la Lista Robinson debe ser consultada por todas las empresas antes de realizar una campaña publicitaria para comprobar todos aquellos usuarios que están inscritos en la base de datos y, con lo cual, tienen derecho a no recibir ningún tipo de publicidad. No obstante, una compañía sí puede remitir publicidad de productos y ofertas a todos aquellos usuarios de la lista que sí sean clientes suyos. 

 

¿Cómo apuntarse a la Lista Robinson?

Para poder inscribirse en esta base de datos hay que acceder a su página web y registrarse con nuestros datos de manera totalmente gratuita. A continuación se recibe un correo electrónico para confirmar nuestra identidad y activar la cuenta creada, aunque pueden tardar tres meses en hacerla efectivo.

A pesar de esto, realmente no todas las empresas consultan la Lista Robinson antes de empezar con una nueva campaña publicitaria, por lo que su efectividad no es completa. No obstante, parece ser que cada vez hay más compañías que toman conciencia de que bombardear a llamadas es más perjudicial que beneficioso para ellos.