Jorge Javier Vázquez se sincera sobre su posible operación: «Se me vino el mundo encima»

El presentador ha explicado en su blog cómo se sintió cuando se enteró de que quizás le operaban de nuevo
Jorge Javier se sincera en su blog | Telecinco

Hace unos días Jorge Javier Vázquez tuvo que aclarar en directo la información que salió a la luz sobre una posible nueva intervención derivada del ictus que sufrió hace unos meses. Muy molesto con que se hubiera sabido, el presentador afirmó que nada estaba asegurado ya que estaba pendiente de una prueba médica. Ahora, Jorge Javier ha contado en su blog de Lecturas cómo se sintió cuando el doctor le comunicó la posibilidad de pasar de nuevo por quirófano.

El presentador de 'Sálvame' comienza recordando cómo fue la prueba a la que se sometió el pasado 10 de septiembre a la cual acudió con toda la tranquilidad del mundo: «Disfruté con la sedación, incluso avisé al anestesista para que me dijera cuándo iba a darme el chute. Quería gozar al máximo esa sensación» explica.

Pero la tranquilidad se tornó en preocupación cuando el médico entró en su habitación y le explicó que tal vez habría que operarle de nuevo: «Cuando el médico apareció en la habitación y me dijo que a lo mejor tenía que volver a operarme, se me vino el mundo encima» una mala noticia que llegaba un día antes de que diera comienzo 'GH VIP 7'. «Me quedé sin palabras. Triste. Apagado. Sin ganas» asegura.

Jorge explica que no le asustaba la idea de operarse «sino por todo el proceso que podía volver a acarrear: otro mes de baja, el bajón emocional». «Me ha costado asimilar que a lo mejor tengo que volver a operarme» confiesa el presentador anunciando que la prueba la tenía el pasado martes 22 de octubre pero que finalmente se aplazó porque «se ha roto una pieza de la máquina».

 

 

El revés que supuso el ictus que padeció en marzo ha hecho que Jorge Javier Vázquez vea la vida de otra manera disfrutando de los buenos momentos sin preocuparse ni estresarse demasiado: «Desde el momento en el que admites que no manejas enteramente tu vida y que es una pérdida de tiempo revolverse contra la realidad se rebaja la ansiedad y aprendes a vivir de otra manera, más tranquila, más apacible, más placentera, incluso».