Se busca a tres jóvenes fugados del centro de menores de Ibaiondo, Guipúzcoa

Los internos, de 17, 18 y 19 años, cumplen condena por robo
La Ertzaintza ha organizado un dispositivo para localizarlos | EspañaDiario

 

La Ertzaintza investiga el paradero de tres jóvenes, uno de ellos menor de edad, que se fugaron el pasado sábado del centro de internamiento de Ibaiondo, en Zumarraga (Guipúzcoa), han informado los departamentos de Seguridad y Justicia.

La fuga tuvo lugar en la noche del pasado sábado y, tras tener conocimiento de ella, la dirección del centro informó al Juzgado de Bergara, del que dependen los cumplimientos de las medidas de internamiento de estos jóvenes.

Este Juzgado ha dictado las órdenes de detención de los fugados y ha abierto la correspondiente causa por el delito de quebrantamiento de condena. Se trata de dos jóvenes de 19 y 18 años y un menor de 17, que cumplían medidas de internamiento por varios delitos de robo, ninguna por crímenes de sangre, han detallado el Departamento vasco de Justicia, del que depende este centro.

El centro de internamiento de menores de Ibaiondo, el único en régimen cerrado del País Vasco, acoge actualmente a 30 internos, algunos de ellos con la mayoría de edad cumplida, ya que la legislación permite, si se acreditan una serie de requisitos, que culminen su internamiento en este lugar pese a cumplir los 18 años mientras dura su pena.

Ingresa en un centro de menores por agredir con arma blanca a otro menor en Barakaldo, Vizcaya

El joven de 16 años detenido el jueves en Sestao como presunto autor de la agresión con arma blanca ocurrida el pasado domingo en Barakaldo (Vizcaya) ha ingresado en un centro de menores en régimen interno, según ha informado la Ertzaintza.

Alrededor de las dos menos veinte de la madrugada del pasado domingo, se produjo una pelea entre dos grupos de jóvenes en la calle Murrieta de Barakaldo. Durante la reyerta, un chico, de 16 años, sufrió varias puñaladas por lo que fue trasladado por una ambulancia al Hospital de Cruces donde fue operado ya que sufría heridas de gravedad.