Invierno 2019-2020: este es el mal pronóstico para España

Los modelos a largo plazo siguen con la tendencia de precipitaciones abundantes en la fachada atlántica y con temperaturas que se mantendrían bastante por encima de la media
Este invierno predominarán las borrascas atlánticas con poco frío en general | Europa Press

 

Este mes de diciembre está siendo muy lluvioso en toda la península, pero especialmente en la vertiente atlántica donde los registros están superando e incluso triplicando y de largo la media mensual de diciembre. Aun así, las temperaturas se mantienen más bien cálidas y seguimos muy lejos del frío de crudo invierno.

 

¿Qué nos deparará este invierno?

Según los modelos estacionales de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica norteamericana (NOAA), parece ser que este invierno no pasará a la historia por ser uno de los más fríos ni mucho menos.

La circulación del oeste y atlántica seguirá predominando durante gran parte del invierno con lo que esto comporta. Es decir, lluvias abundantes en la mitad oeste y norte peninsular con ambiente templado mientras que en las regiones mediterráneas predominarán los cielos despejados y un ambiente más bien cálido.

 

Previsión estacional de anomalías de temperatura para Europa | NOAA

 

Si nos fijamos con el mapa de anomalías de temperatura previstas para los tres próximos meses (enero, febrero y marzo), se puede apreciar como hay una gran unanimidad en los tonos más bien rojizos alrededor de toda la península. Esto denota la falta de masas de aire frío del centro y norte de Europa (donde también se prevé un invierno mucho más cálido de lo normal).

Estas tonalidades simbolizan un aumento de las temperaturas medias durante todo el invierno en la península de entre 0,5ºC y 1ºC respecto a los valores que tocarían para la época, mientras que en el cantábrico y en algunas zonas de Aragón, esta anomalía podría alcanzar los 2ºC.

 

Anomalías de precipitación previstas para los próximos 3 meses | NOAA

 

En cuanto a las precipitaciones, vemos que hay un gran contraste entre las zonas atlánticas y las mediterráneas debido probablemente al predominio de la circulación zonal atlántica, de oeste a este. Esto comportará un tiempo similar al de este diciembre. Es decir, lluvias abundantes en zonas de influencia atlántica y como contrapartida, un ambiente mucho más seco en todas las regiones mediterráneas.

Aun así, estos mapas de predicción estacional solo deben servir de orientación de cara a los próximos meses, pero en ningún caso hay que tomárselos al pié de la letra ya que su grado de acierto no es muy alto. Lo más recomendable es seguir las predicciones día tras día para ver como va evolucionando la atmósfera a corto plazo.