Planeta Mercurio: todo lo que debes saber

Características y curiosidades: es el más cercano al Sol y eso hace que alcance más de 400ºC en su superficie
Mercurio es el planeta más pequeño del sistema solar | Archivo

 

El planeta Mercurio es el más cercano de todos al Sol en el conjunto del sistema solar y su nombre viene de un mensajero de los dioses y no se sabe bien cuándo fue descubierto. Es uno de los cinco planetas que se pueden ver bien desde la Tierra.

Tarda 88 días solamente en dar una vuelta al Sol (movimiento de translación) y hace su movimiento completo de rotación en 58 días. Esto hace que dos terceras partes de su tiempo sea traslación. Es un planeta con una órbita claramente inferior que el de la Tierra y el más pequeño de los ocho del sistema solar. Antes, Plutón era el más pequeño, pero tras no considerarlo como planeta, Mercurio se ha ganado este título.

A pesar de su reducido tamaño, se puede ver sin telescopio desde la Tierra gracias a su cercanía con el Sol. Es difícil de identificar por su brillo, pero se puede apreciar muy bien en el atardecer con la puesta de sol a oeste y justamente en el horizonte se puede ver con facilidad.

 

Mercurio es el planeta más cercano al Sol | Archivo

 

Características principales

Pertenece al grupo de los planetas interiores y está compuesto por materiales traslúcidos y rocosos. Tiene una característica peculiar igual que el planeta Venus. Y es que es un planeta que no posee satélite natural que gire en su órbita.

Superficie y centro del planeta

Según los expertos, este planeta se encuentra sin ninguna actividad desde hace millones de años. Su superficie es parecida a la de la Luna. Presenta numerosos cráteres formados a partir de los choques con meteoritos y cometas.

Por otro lado, cuenta con superficies lisas y rayas con una estructura similar a la de los acantilados. Son capaces de extenderse por cientos y cientos de kilómetros y llegar a alturas de una milla. El núcleo de este planeta es metálico y tiene un radio de aproximadamente 2.000 kilómetros.

Su tamaño

Mercurio es un poco más grande que la Luna. Su traslación es la más rápida de todo el sistema solar debido a su cercanía con el Sol. Su diámetro es de 4.860 kilómetros. Debido a los fuertes y continuos impactos de meteoritos y cometas, se han formado anillos montañosos con alturas de hasta tres kilómetros con ríos de lava.

Tiene grandes acantilados producidos por el enfriamiento nocturno. Por ello, se formó una corteza arrugada de varios kilómetros de altura y de longitud. Una buena parte de la superficie de este planeta está cubierta por llanos. Esto es denominado por los científicos la zona intercráter. Se debieron formar cuando las antiguas zonas fueron sepultadas por los ríos de lava.

 

La Tierra es claramente más grande que Mercurio | Archivo

 

La temperatura

Tradicionalmente se piensa que al ser el planeta más cercano al Sol es el más cálido, pero esto no es del todo cierto. Su temperatura puede superar los 450ºC en las áreas más calientes. Aun así, la velocidad de rotación es muy lenta y esto ocasiona que muchas regiones del planeta estén a la sombra durante tiempo. En estas zonas frías las temperaturas están por debajo de los -150ºC.

Sus temperaturas son muy variadas y esto hace que Mercurio sea uno de los planetas con más amplitud térmica del sistema solar.

 

Curiosidades de Mercurio

Mercurio es el planeta que tiene más cráteres del Sistema Solar. Esto se debe a la gran cantidad de cometas y asteroides que impactan sobre su superficie. El cráter más grande que posee Mercurio, es el llamado Caloris Planitia, este cráter mide aproximadamente 1.400 kilómetros de diámetro.

 

¿Cómo ver Mercurio desde la Tierra?

La observación de Mercurio desde la Tierra es relativamente fácil. Pese a su pequeño tamaño, al estar al lado del sol, hace que sea muy visible desde nuestro planeta, especialmente en los crepúsculos. Se puede contemplar desde prácticamente todo el hemisferio norte y preferentemente en invierno, pero siempre habrá que mirar hacia el este durante las salidas del sol y al oeste a lo largo de los atardeceres. Es en estos momentos en los que veremos el reluciente puntito en el cielo que nos indica la posición de Mercurio.