Nueva York: Los coyotes invaden Central Park atemorizando sus visitantes

Estos animales solitarios han llegado hasta el centro de Manhattan. Su presencia al centro de la ciudad no era habitual hasta ahora, lo que atemoriza a sus habitantes
Imagen de un coyote, un animal que sólo se encuentran en América
Su presencia en el centro de la ciudad no era habitual hasta ahora, lo que atemoriza a sus habitantes | PixaBay

Las autoridades de Nueva York empiezan a estar preocupadas por la creciente presencia de coyotes en varias zonas de la ciudad, entre ellas algunas tan transitadas como Central Park, en Manhattan, y el cercano campus de la Universidad de Columbia.

Justo hace algo de un mes un neoyorquino topó con un coyote mientras paseaba su perro por el Central Park. Lo identificó por su audacia y su agresividad, e inmediatamente ató a su mascota para evitar cualquier incidente.

Desde entonces, las autoridades recomiendan a los propietarios de perros que los aten mientras los pasean de noche, que es cuando los coyotes están más activos. Y es que pese a que los expertos aseguran que los coyotes no son peligrosos y que tienen miedo a los humanos, cuando se trata de animales salvajes, ser cauto no está de más.

 

Más coyotes cada vez

El pasado mes de diciembre se registraron 36 avistamientos de coyotes sólo en Manhattan. En Nueva York es habitual hallarlos desde hace un tiempo merodeando los suburbios del norte, en el Bronx. Pero su presencia en el centro de la ciudad no era habitual hasta ahora, lo que atemoriza a sus habitantes.

Su gran adaptabilidad los ha llevado hasta grandes ciudades como Nueva York o Los Ángeles, donde se alimentan de los cubos de la basura. Así se ahorran tener que perseguir ardillas, conejos o ratas.  Ahora, las autoridades quieren encontrarlos y capturarlos para llevarlos a un enclave donde estén seguros. Esto, a su vez, garantizará la seguridad de los vecinos y visitantes del parque.

Los coyotes sólo se encuentran en América, donde habitan tanto en ecosistemas tropicales como en enclaves templados y también en zonas áridas. A veces se reúnen en manadas, pero son, por lo general, animales solitarios.



Comentarios

envía el comentario