El frío esquiva Rusia y caen las ventas de botas ‘valenkis’

Este invierno está siendo atípicamente cálido en gran parte del país y los rusos están dejando de comprar este calzado típico para evitar congelaciones

El invierno está siendo extrañamente cálido en una gran parte de Rusia y esto está provocando que sus habitantes no se abriguen tanto para salir a la calle. La falta de temperaturas extremas y de nieve hacen más dóciles los meses típicamente más fríos del año, y los rusos están empezando a prescindir de ropa muy clásica durante esta época en el país, como las botas ‘valenski’.

Este calzado está hecho de fieltro y se utiliza desde hace muchos siglos porque es un buen aislante del frío más extremo que acostumbra a provocar congelaciones en los dedos de los pies si nos pasamos mucho tiempo en la calle en días de temperaturas claramente bajo cero. Esta prenda va bien para caminar por encima de la nieve seca, y también ha sido utilizada en el vestuario militar.

 

Imagen de las botas 'valenkis' en Rusia
Las botas 'valenkis’ son muy típicas en invierno en Rusia | Archivo

 

El norte de Rusia salva las ventas

La caída de las ventas de este calzado en la popular empresa centenaria Iaroslavl ha sido del 5%, un descenso que ha sido mitigado gracias a los buenos números obtenidos al norte del país, donde ha hecho más frío. No obstante, hay voces que apuntan al hecho de que esta clásica prenda ya no es tan popular, cosa que habría influido en este descenso de ventas.

No obstante, todo el mundo coincide en que el invierno atípicamente cálido ha influido y mucho en la manera de vestir de la población a la hora de salir a la calle. El año 2019 fue el más cálido en Rusia desde que hay registros, según informan las autoridades, mientras que en los últimos 30 años las temperaturas han subido entre 2 y 2,5 grados.

 



Comentarios

envía el comentario