ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Salen a la luz las imágenes del asaltante de la pareja de Madrid momentos antes del secuestro

Les dijo: «bueno, id pensando a quién queréis que mate primero»

 

Imagen de una cámara de seguridad en la que aparece el asaltante | Telecinco

 

Telecinco ha publicado las imágenes de una cámara de seguridad de un comercio de Madrid en el que aparece el joven de nacionalidad rumana que asaltó a punta de pistola a una pareja en su vehículo. La maniató a ella y a él lo encerró en el maletero del vehículo. Las imágenes muestran el momento en el que compra la pistola con la que llevaría a cabo el secuestro de la pareja.

Según fuentes policiales, el asaltante lo tenía todo planeado: «sacó la pistola, y con la pistola golpeó el cristal, sin llegar a romperlo, pero entonces se asustaron y abrió. Se metió detrás y a punta de pistola les dijo que le llevaran a un sitio», explican fuentes de la Policía Nacional.

Un control terminó con el secuestro

Tras meterse en el coche, se dieron cuenta que no quería robarles: «Fue aumentando deliberadamente el daño psicológico, porque en el trayecto este, después de maniatarlo, meterlo en el maletero y a la chica maniatarle en la espalda, les fue diciendo: bueno, id pensando a quién queréis que mate primero», explican las fuentes.

Continúa explicando que les llevó retenidos hasta percibir el control que había delante de su posición. «Se pusieron a 160, 170 kilómetros por hora, apagó todas las luces y embistió el control. Dio contra un bordillo, que es lo que revienta las ruedas», afirma el jefe de la Brigada Judicial de Parla.

Tras el impacto contra el bordillo, el maletero se abrió y salió el joven secuestrado que se dispuso a liberar a su pareja. «El joven gritó: está armado. Cuando el asaltante pudo coger la pistola la cogió con ánimo de defenderse», sigue explicando el agente.

El secuestrador emprendió la fuga corriendo tras el impacto que había recibido el vehículo. A pesar de ello, no llegó muy lejos. La policía lo ha identificado como un delincuente peligroso, con antecedentes por agresiones sexuales. Se conoce que cuando era menor llegó a violar a un niño y hacía tan solo dos meses que había salido de prisión cuando ha sucedido este suceso.

La policía no descarta para nada que el móvil del suceso fuese cometer un delito sexual sobre la joven, aprovechando que su pareja se encontraba maniatada en el maletero. Es un «auténtico depredador», según lo han calificado los agentes.