Gran incendio en una nave de reciclaje de papel en Alcorcón, Madrid

Además de papel, hay mucho plástico por lo que la columna de humo negra es densa y enorme
Aparatoso incendio en una nave de reciclaje de papel en Alcorcón | 112 Comunidad de Madrid

 

Cuatro dotaciones de Bomberos de la Comunidad de Madrid han acudido a Alcorcón para apoyar las labores de los tres camiones desplazados del Cuerpo de Bomberos local que trabajan en la extinción de un aparatoso incendio originado en un centro de reciclaje de papel situado en la carretera de San Martín, detrás del centro comercial Tres Aguas.

Aparatoso incendio con una gran nube negra

El incendio ha comenzado en torno a las 18.18 horas de este martes 12 de marzo y en la zona, además de papel, hay mucho plástico lo que hace que la columna de humo negro sea «densa y de grandes dimensiones» por lo que es visible desde diferentes puntos de la región, han informado fuentes municipales a Europa Press, que han añadido que «se recomienda a los vecinos que como medida preventiva cierren las puertas y ventanas para evitar la posible entrada de humo».

Hasta el momento no se sabe la cantidad que se está quemando pero sí que no hay riesgo de colapso en la estructura porque el fuego es en el exterior, han indicado fuentes de Emergencias 112 Comunidad de Madrid.

El humo se está elevando en vertical y se disipa en altura por lo que no existe riesgo para la población. Desde la Comunidad de Madrid se están haciendo controles permanentes por si hubiese que tomar alguna medida adicional. Por el momento, se desconocen las causas que han provocado el incendio, pero la investigación se encuentra en manos de la Policía Nacional.

Dos bomberos se han visto afectados

El alcalde de Alcorcón, David Pérez, que se ha desplazado al lugar esta misma tarde, ha avanzado que hay dos bomberos afectados por un golpe de calor, uno de ellos trasladado al hospital mientras que el otro se está recuperando en la zona pero «es probable» que tenga que ser trasladado igualmente.

Asimismo, ha informado que las dotaciones de bomberos «van a seguir aumentando» porque, aunque ya está perimetrado, el volumen del incendio «es muy importante». «Ahora se trata de controlar y apagarlo, lo que se hará a lo largo de la noche porque hay mucho trabajo por delante, muchas horas y muchos efectivos», ha explicado.

El primer edil ha pedido «tranquilidad» a los vecinos de la localidad ante una situación «controlada» y ha remarcado que «no hay una preocupación que tengan que mantener los vecinos, que hay que confiar en los bomberos».

Comentarios