Detenido tras saltarse un control intentando arrollar a los agentes en Madrid

También intentó huir conduciendo de forma temeraria y casi atropella también a varios viandantes
Un hombre trató de atropellar a agentes de policía para saltarse un control y huir en Puente de Vallecas | Policía de Madrid

 

Un hombre de 49 años fue detenido por la Policía Municipal de Madrid cuando intentó atropellar, en el distrito de Puente de Vallecas, a los agentes de un control preventivo y huir a gran velocidad de la zona poniendo en peligro también a varios viandantes.

Según han informado a Europa Press fuentes del Cuerpo municipal, el arresto tuvo lugar el pasado miércoles 13 de marzo de madrugada cuando una patrulla que realizaba un control de documentación rutinario dio el alto al vehículo.

Aceleró para arrollar a los agentes y huir

El conductor, tras responder positivamente al aviso de los policías, se dirigió al lugar indicado para proceder al control sobre las 2.50 horas de la madrugada. Fue entonces cuando de manera sorpresiva aceleró a gran velocidad para arrollar a los agentes, que saltaron por encima de su propio automóvil para evitar el impacto.

El conductor huyó rápidamente de la zona y los policías iniciaron una persecución donde pudieron observar diversos momentos de conducción temeraria por parte del detenido, pues atravesó rotondas en sentido contrario, colisionó en su tentativa de fuga con hasta cuatro vehículos y se subió parcialmente a una acera, obligando a varias personas a esquivar el vehículo para no ser atropellados.

Varios agentes heridos tras lograr su detención

Cuando llegó a una calle y se percató de que no podía eludir a los agentes, procedió a dar marcha atrás a gran velocidad colisionando con el coche patrulla. El fuerte impacto generó considerables daños al automóvil y al vehículo de Policía Municipal. Los policías se repusieron rápido de la colisión y procedieron al arresto del conductor. Primero le llevaron a un centro de salud y luego al Hospital Infanta Leonor para someterle a una revisión médica. Una vez que fue dado de alta se procedió a su arresto definitivo.

Las mismas fuentes han indicado que el detenido se negó a prestar cualquier tipo de declaración y a someterse a pruebas de alcohol y drogas para verificar si estaba bajo los efectos de sustancias al volante. Los agentes que efectuaron la detención se encuentran en situación de baja tras ser atendidos por la mutualidad por contusiones leves.