URGENTE

🏥⚫ Al menos 6 muertos tras un tiroteo en un hospital de la República Checa

ATENCIÓN

✈️❓ Desaparece un avión de la Fuerza Aérea de Chile con 38 personas a bordo

Condenan a la 'Manada' de Villalba a 15 años de prisión tras haber agredido sexualmente a una joven

No iban a dejarla salir del piso si se negaba a realizar lo que le pedían
Imagen de los tres acusados en el banquillo del tribunal | Cedida

 

Condenados a 14 y 15 años de cárcel los miembros de la Manada de Villalba por un delito continuado de agresión sexual. Así lo ha resuelto la Audiencia Provincial de Madrid, cuya pena recae sobre Ricardo A.M. y Martín A.F. y Miguel Ángel C.O.. Estos tres hombres habrían obligado a una joven a practicarles una felación bajo la amenaza de no dejarla salir del piso en el que se encontraban si se negaba.

Además, la sentencia establece que, tras salir de la cárcel, cumplirán un régimen de libertad vigilada durante 7 años.

«El único propósito de satisfacer sus deseos»

Según la visión del tribunal, Martín A.F. no sólo ejerció coacción para que la chica accediera a la felación, sino que ejerció la violencia al empujar a la víctima contra el mueble del baño. Además, la joven argumentó que «la empotró, antes de tocarla por todo el cuerpo e intentar quitarle el tampón que llevaba para acceder vaginalmente».

Cabe destacar que no terminan en ese instante los abusos, mostró «un tremendo desprecio hacia la víctima cuando le obligo, de malas maneras, a limpiar el semen que se había caído al suelo, a lo que accedió ella ante la situación intimidatoria que estaba viviendo».

El juicio oral ha sido dado por válido por las tres magistradas. Señalando que durante la agresión, se produjo una «intimidación ambiental», cuando los condenados llevaron a la chica al domicilio. Además, añaden que «de manera premeditada la situaron en uno de los dormitorios». Y resuelven que la llevaron con  «el único propósito de satisfacer sus deseos, fuera con su consentimiento o sin él».

No dejarla salir del piso en el que se encontraban si se negaba

Imagen de archivo de la Audiencia Provincial de Madrid. | España Diario

 

«El efecto intimidatorio puede producirse por la simple presencia o concurrencia de varias personas, distintas del que consuma materialmente agresión, ya que la presencia del grupo puede producir en la persona agredida un estado de intimidación ambiental a la vez que provocar un efecto de reforzamiento psicológico de quein se ve rodeado de otras personas que lo anima», sentencias las magistradas.

Así, tras entender el tribunal que la joven se vio acorralada por la presencia de los tres individuos—grandes y corpulento— en un sitio cerrado y que la actuación de la chica se debe al miedo que tenía de que le ocurriera cualquier cosa si se negaba.

La chica conocía a uno de ellos, e intentó llegar a un acuerdo para que la dejara ir. Al único acuerdo que pudo llegar fue que le practicara una felación. Se demuestra así «la situación de angustia, vulnerabilidad, miedo e indefensión en la que se encontraba».

La víctima, que sufrió un cuadro de estrés postraumático, necesitó más de 15 sesiones terapéuticas para obtener el alta médica. De hecho la psicóloga encargada del análisis, rechazó el argumento en el que se defendía que la víctima había propuesto la situación.