ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Detenido un «peligroso» delincuente tras robar y darse a la fuga de un control de la Guardia Civil en Badajoz

El detenido es un «peligroso» delincuente, vecino de Badajoz y con un amplio historial delictivo
Imagen del control del que se fugó el detenido | Guardia Civil

 

La Guardia Civil ha detenido a un «peligroso» delincuente, vecino de Badajoz y con un amplio historial delictivo, como presunto autor de varios delitos de robo en establecimientos públicos de Gévora, así como por conducción temeraria y daños al darse a la fuga a gran velocidad, exponer gravemente a los demás usuarios de la vía y arremeter contra los vehículos oficiales.

Los hechos ocurrieron la madrugada del pasado martes, 12 de marzo, cuando la Guardia Civil fue alertada de los robos que se estaban perpetrando en una tienda de alimentación y una guardería de la pedanía pacense.

Se le dio el alto y el conductor decidió escapar

La Central Operativa de Comunicación de la Guardia Civil estableció dispositivos de servicios en las principales vías de comunicación de la citada localidad y accesos a Badajoz, donde los agentes intentaron dar el alto al vehículo ocupado por el presunto autor de los robos.

El conductor del turismo, al percatarse de los controles, hizo caso omiso a la señales de los agentes, dándose a la fuga a gran velocidad, exponiendo «gravemente» a los demás usuarios de la vía, en dirección a la barriada de Los Colorines donde, tras arremeter contra los vehículos oficiales, abandonó el mismo y continuó la huida a pie para posteriormente ser detenido, según informa al Guardia Civil en una nota de prensa.

Las diligencias, junto con el detenido, han sido puestas a disposición de los Juzgados de Instrucción de Badajoz, quien ha decretado su libertad con cargos.

Cuatro años de prisión por robar a un hombre y darle una paliza en Cáceres

El Juzgado nº 2 de lo Penal de Cáceres ha condenado a un hombre a más de cuatro años de prisión por un delito de robo con violencia y otro de lesiones, ya que su víctima estuvo dos meses incapacitada a consecuencia de las agresiones que sufrió. La sentencia, de conformidad con las partes, le condena en concreto a dos años y un mes de cárcel por el primero de esos delitos y a otros dos años por las lesiones.

El condenado tiene prohibido la comunicación por cualquier clase de medio y el acercamiento a una distancia inferior a 200 metros de su víctima por un tiempo de seis años. Además deberá pagarle, entre otras cantidades, una indemnización de 3.750 euros por las lesiones y los días de curación e incapacidad. El condenado, que no cuenta con antecedentes, practica la disciplina deportiva del ‘Kick Boxing’, que aúna el boxeo y las artes marciales, en la que está federado.