INVITACIÓN OFICIAL:

¿Te encantan Mercadona, Zara, Primark o Carrefour? Este es tu grupo. Únete al Grupo OFICIAL de Facebook de compras y moda. ¡PINCHA AQUÍ!

Qué es un ERTE y cómo afecta a tu trabajo la crisis del coronavirus

Las claves sobre el expediente de regulación temporal de empleo
Cola en la oficina de empleo
Cómo te afecta un ERTE y cuáles son las obligaciones de la empresa | EFE

El aumento de casos de contagio por coronavirus ha provocado que las empresas deban cesar su actividad de forma temporal u obliguen a sus trabajadores a ejercer el teletrabajo en caso de que sea posible. La crisis del coronavirus generará pérdidas millonarias y un incremento notable en la tasa por desempleo, y es que muchas empresas optan por pedir un expediente de regulación temporal de empleo.

Tanto si eres uno de los afectados como si quieres saber más acerca de este expediente regulatorio, te contamos qué es un ERTE y otras claves sobre esta medida que ya han adoptado decenas de empresas en España.

¿Qué es un ERTE?

Una de las medidas que puede tomar una empresa ante una crisis de estas  características es el expediente de regulación temporal de empleo o ERTE. Mientras un ERE es definitivo, el ERTE consiste en una suspensión de los contratos con carácter temporal, normalmente hasta que la situación se normalice de nuevo. No obstante, el proceso está regulado por la Inspección de Trabajo.

Una empresa puede solicitar un ERTE cuando prevé que una situación anómala –como la actual crisis del coronavirus- generará un impacto económico muy negativo para la empresa. Si sigue adelante con el proceso, no tendrá que abonar indemnización alguna a los trabajadores, aunque está obligada a volverlos a contratar una vez finalizado el período de tiempo que se ha especificado.

Un ERTE no siempre se traduce en el cese temporal del contrato, sino que consiste también en la reducción de la jornada.

ERTE por coronavirus

Los casos actuales presentan algunas peculiaridades. Por lo general, los ERTE se producen a causa de una reorganización en la empresa o por cambios sustancias en la producción. No obstante, los que se están solicitando en la actualidad se amparan en motivos de fuerza mayor, siendo imposible determinar cuándo volverá todo a la normalidad.

Lo razonable en estos casos es establecer un período superior a los 15 días –como mínimo- en los que España permanecerá en estado de alarma. Ahora bien, es posible que este período se alargue, por lo que el empleador o empresa puede volver a solicitar el expediente de regulación temporal de empleo.

Finalmente, durante el ERTE, el trabajador puede solicitar la prestación por desempleo, siempre que haya cotizado más de 360 días o su renta no supere el 76% del salario mínimo interprofesional.                                                           



Comentarios

envía el comentario