Coronavirus: El Gobierno cuenta por fin cuándo empezó la pandemia en España

El ministerio de Defensa pide ayuda humanitaria a la OTAN y hace un inventario de material médico y de protección

Imagen de un soldado con una mascarilla a pie de calle
Las Fuerzas Armadas piden más material de protección a sus socios internacionales | EFE

La gestión de la crisis sanitaria del coronavirus por parte del Gobierno de España está siendo muy criticada por haber llegado tarde y de forma desorganizada. Quienes ponen en cuestión la actuación del ejecutivo de Pedro Sánchez le reprochan que no hiciera caso de las advertencias sobre la pandemia, y ahora por fin el propio Gobierno revela cuándo empezó la crisis.

Lo hace en una carta que ha enviado el Gobierno de Pedro Sánchez a la OTAN en la que pide ayuda humanitaria para hacer frente al coronavirus. Además de pedir material médico y de protección como mascarillas, respiradores y termómetros, fija el origen de la epidemia un día después de la multitudinaria manifestación del 8-M, Día de la Mujer Trabajadora.

Aquellas concentraciones multitudinarias en toda España fueron, según los que critican la gestión del Gobierno, el momento clave de la expansión del virus. La manifestación en Madrid se celebró pese a las advertencias sanitaria con 120.000 participantes, y contó con la presencia de varios ministros y personalidades que luego dieron positivo en las pruebas del Covid-19.

Ahora, el departamento de sanidad militar del ministerio de Defensa firma esta petición al Centro Euroatlántico de Coordinación de Reacción en Caso de Catástrofe y establece que el «desastre» sanitario en España ha tenido lugar «del 9 de marzo en adelante».

Material para frenar la pandemia

Entre las personas que asistieron a la multitudinaria manifestación y que han dado positivo en coronavirus están la ministra de Igualdad, Irene Montero, la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, la titular de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias, y la propia esposa de Pedro Sánchez, Begoña Gómez.

También ha sido muy criticado el papel en aquellos días del director del Centro de Coordinación y Alertas Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, que aseguró que no iba a decir a nadie lo que tenía que hacer y que si su hijo le pedía ir a la manifestación no se lo impediría.

España registra a día de hoy casi 50.000 contagios y más de 3.643 fallecidos por coronavirus, siendo el segundo país de la Unión Europea con más muertos y superando ya a China en defunciones. Para contener al virus se han desplegado 250.000 efectivos de Policía Nacional, Guardia Civil y cuerpos autonómicos y locales, además de 2,682 militares por todo el país.

Para prevenir la expansión del virus entre unidades militares y la población civil, la carta del ministerio de Defensa a la OTAN pide «que provean de ayuda humanitaria al ministerio de Defensa de España», y hace un inventario con 150.000 batas desechables de manga larga, 150.000 máscaras FFP3, 300.000 máscaras FFP2, 1.000 termómetros de radiación infrarroja, 5.000 protectores faciales con escudo, 10.000 gafas de protección, 1.500 máscaras quirúrgicas, 120.000 guantes de nitrilo, 500.000 pruebas rápidas de coronavirus, 50.000 sistemas de prueba de diagnóstico de reacción en cadena y 500 ventiladores mecánicos.


Comentarios

envía el comentario