GRUPO FACEBOOK:

Seguimos al minuto la crisis del Coronavirus en el grupo oficial de Facebook. Pincha aquí y ÚNETE, TE ESPERAMOS!

Coronavirus: Giuseppe, el cura que ha muerto salvando la vida de un joven

El sacerdote italiano de 72 años cedió su respirador a pesar de necesitarlo
El sacerdote italiano Giuseppe era muy querido en su localidad por ser una persona sonriente y siempre dispuesta a ayudar
El párroco italiano de 72 años salvó la vida de un joven al cederle su respirador | Foto de Twitter @JamesMartin

 

Se trata de la historia de Giuseppe Berardell, un párroco italiano de 72 años que falleció tras ceder su respirador a un joven que también lo necesitaba.

El hombre, que llevaba 14 años como sacerdote en Casnigo (Bérgamo), había dado positivo en la prueba de Covid-19, por lo que fue ingresado en un hospital de la región de Lombardía.

Los feligreses de la localidad, al enterarse de que su párroco estaba contagiado, no dudaron en reunir dinero y comprarle un respirador. Eran muy conscientes de la saturación de los hospitales que impide contar con las máquinas suficientes para tratar todas las afecciones respiratorias causadas por el virus.

Sin embargo, el religioso decidió no utilizar el respirador cedido por sus vecinos. Consiente de la importancia de factores como la edad y las patologías previas para luchar contra el coronavirus, el párroco decidió cederle su máquina a un joven que estaba ingresado en el mismo hospital.

Este acto de valentía y solidaridad ha sido reconocido por los vecinos y el propio alcalde de la localidad.  «Era amado por todos, incluso sus antiguos feligreses seguían viniendo desde Fiorano para visitarlo» recuerda el alcalde de Casnigo, Giuseppe Imberti.

Giuseppe era muy querido en la localidad por su enorme calidad humana y solidaria. «Era una persona sencilla y humilde con una capacidad increíble para resolver problemas económicos, para llamar a las puertas correctas en busca de ayuda» incide el alcalde de Casnigo.

 

Lombardía, una de las regiones más castigadas por el coronavirus

Casnigo, donde residía el párroco, es una localidad de unos 3.000 habitantes situada en la provincia de Bérgamo y perteneciente a la región de Lombardía, una de las más afectadas por el virus. Desde el inicio de la crisis se registraron en la región más de 3.776 fallecidos.

Debido a la saturación de los cementerios y a los protocolos de prevención, el sacerdote no tuvo funeral y no pudo ser despedido por sus vecinos, que sí mostraron su agradecimiento con el cura aplaudiendo desde sus balcones.

Con su acto heroico, Giuseppe se suma a los más de setetnta pastores que han fallecido por coronavirus en Italia.

Más notícias de la categoria Coronavirus



Comentarios

envía el comentario