Gran sorpresa entre los expertos: El confinamiento provoca que la Tierra se mueva menos de lo normal

Según los datos de sismólogos y geólogos, la corteza terrestre se mueve menos desde que los humanos hemos parado nuestras frenéticas actividades

Imagen del planeta Tierra vista desde el espacio
La corteza terrestre se ha ralentizado con el confinamiento | NASA

El confinamiento que está sufriendo gran parte del planeta a causa de la pandemia del coronavirus ha significado un frenazo repentino de la actividad humana en toda la Tierra. Más allá de los efectos que esto está teniendo en nuestra especie, lo cierto es que todo el mundo lo está notando, y ya no solo a nivel medioambiental, sino que en los movimientos terráqueos.

En este sentido, los recientes datos de sismólogos y geólogos indican que la Tierra se estaría moviendo menos de lo normal. Esto se está notando especialmente en la corteza terrestre, vulnerable a muchas actividades humanas, así como a fenómenos naturales como los terremotos. Los estudios apuntarían a que esta corteza se ha ralentizado. 

Los datos que corroboran la ralentización

Según el Observatorio Real de Bélgica, se ha reducido el ruido sísmico, que consiste en la vibración persistente de la superficie terrestre. Los datos de este centro indican que, por ejemplo, la ciudad de Bruselas ha reducido entre un 30 y 50% el ruido sísmico ambiental desde que empezó la cuarentena.

Los expertos indican que esta reducción de la vibración terrestre se debe sobre todo a la caída del uso de transportes terrestres o del funcionamiento de maquinarias industriales. Pero esta situación, a su vez, ha permitido detectar mejor otras vibraciones naturales menores, como los terremotos de baja intensidad o la actividad volcánica. De este modo, esta es una oportunidad para recopilar datos más a fondo de eventos de este tipo.

La bajada se repite en todo el mundo

Otros observatorios de más puntos del planeta también han detectado la bajada del ruido sísmico, por ejemplo, en Reino Unido y Estados Unidos. Según datos del Imperial College de Londres o del Instituto de Tecnología de California, la cuarentena ha provocado que la caída del ruido sísmico haya sido «salvaje». 


Comentarios

envía el comentario