Tamara Gorro habla sobre su proceso de adopción

La empresaria ha confesado a sus seguidores que la adopción de su tercer hijo está siendo complicada

Tamara Gorro muy seria
Tamara Gorro ha hablado del proceso de adopción | Instagram

Ha pasado más de un año desde que Tamara Gorro confesó a Albert Rivera, en su programa de Mtmad de «Un like para...», que había iniciado los trámites de adopción junto a su marido Ezequiel Garay. 

«Mi marido y yo estamos en proceso de adopción», anunciaba la influencer durante un intenso debate con el líder de Ciudadanos sobre la gestación subrogada.  

La llegada de sus hijos

Desde el mismo momento en que conoció a Ezequiel Garay, Tamara Gorro supo que quería formar una familia con él. Aunque tardaron un poco más de lo que habrían querido, al final consiguieron formar una familia con la llegada de su primera hija. 

Tamara Gorro y Ezequiel Garay | Cedida

La adopción fue la primera opción de la pareja para ser padres, pero tras mucho tiempo intentándolo, ambos se plantearon nuevos métodos. Finalmente se descantaron por la gestación subrograda y, en octubre de 2015, dieron la bienvenida a su primogénita, Shaila.  

Dos años después, por sorpresa, la influencer anunció a su «familia virtual» que estaba embarazada. Tras mucho intentarlo y un tratamiento en Estados Unidos, había conseguido quedarse en estado y seis meses después nació Antonio. 

La cara B

Después del nacimiento de su segundo hijo, uno de sus seguidores le preguntó sobre la cara B de la maternidad y sus secuelas físicas y emocionales tras el embarazo. 

"Esta tripa fue poco después de parir. La publiqué porque quería mostrar la realidad. Cómo nos quedamos y lo sensibles que también estamos. La cesárea, más que emocionalmente, fue físico. Me dolía", revelaba Tamara en un story junto a la siguiente instantánea. 

Tamara Gorro en Instagram
Tamara gorro explica en sus stories la cara B de la maternidad | Instagram

Aumentar la familia

Tras la llegada de Shaila en 2015 y Antonio en 2017, y después de nueve años de relación, Tamara y Ezequiel sueñan con la llegada de otro hijo, pero, esta vez mediante el primer método que se plantearon, la adopción.

Ha sido recientemente cuando en una ronda de preguntas con sus fans en los stories de su perfil de Instagram, uno de sus seguidores le preguntaba en qué punto se encontraba el proceso de adopción. Afectada por la situación, la empresaria confesaba  «¿La verdad? Mal y no por nosotros». 

Esta era, precisamente, una de las cuestiones que denunciaba en su programa para Mtmad: que se agilicen los trámites para que no supongan varios años de papeleos y angustias. «En África, China, en Argentina. Me da igual. Pero, ¿Por qué no puedo hacerlo aquí?», planteaba por entonces al político, pidiéndole una explicación por los larguísimos tiempos de espera. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

AMOR INCONDICIONAL #mamamolona #osamo #mivida #

Una publicación compartida de Tamara Gorro (@tamara_gorro) el


Comentarios

envía el comentario