ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

PREVISIÓN

Chubascos en el noreste, en un sábado soleado

Preocupación por la extrema delgadez de Eugenia Martínez de Irujo

En lo personal, se encuentra felizmente enamorada de Narcís Rebollo
Eugenia Martínez de Irujo en Starlite 2018. | El Español

 

En lo personal, Eugenia Martínez de Irujo está viviendo un momento especialmente dulce. La duquesa de Montoro se encuentra felizmente enamorada de Narcís Rebollo, un administrador de tres compañías que le está haciendo vivir una segunda juventud. Sin ir más lejos, se casaron en Las Vegas, él vestido de Elvis y ella de Marilyn Monroe, y la prueba está en Instagram.

 

Eugenia Martínez de Irujo, muy delgada en sus últimas apariciones

Sin embargo, sus últimas apariciones públicas han extendido la sombra de la preocupación en su entorno más próximo, y es que la pérdida de masa muscular ha dejado al descubierto las facciones de su rostro. Esa delgadez se nota en las últimas fotografías de Eugenia en la pasarela roja del festival Starlite de Marbella, dónde acudió junto a un grupo de amigos.

 

Pese a que ella no le dio más importancia, sus amigos avisan de que esta delgadez se debe a su adicción al tabaco. Precisamente, uno de los stands del festival ofrecía cigarrillos electrónicos e incitaba a los allí presentes a olvidar el tabaco tradicional, pese a que esta nueva moda de vapear también entraña sus riesgos.

De vacaciones con amigos

Por el momento, la duquesa se encuentra de vacaciones, y aprovecha para quedarse hasta altas horas de la noche y disfrutar del concierto de Nacho Campillo (ex de Tam Tam Go). Se le vió muy animada en el palco e incluso se arrancó a bailar, dejando entrever otra vez que ha perdido unos cuantos quilos.

 

Eugenia Martínez de Irujo, en una foto de archivo. | EspañaDiario.es

 

Otro de los detalles de la duquesa que iluminó a los presentes el collar de Tous que completaba su conjunto, una pieza única —y bastante cara— de una nueva colección que la aristócrata acaba de sacar al mercado, y que lleva por nombre 'Talismán'.

Recuperando la sonrisa

Pese a su delgadez, Eugenia empieza a recuperarse de los duros varapalos que ha tenido que afrontar en los últimos años. En 2015 tuvo que hacer frente a la muerte de su madre y poco después se sumaron los problemas con su hermano, los líos de herencia y las tiranteces con su exmarido, Francisco Rivera. Por lo pronto, la duquesa de Montoro ha recuperado la sonrisa, y ya es mucho.