ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Lactalis retira 16.300 productos lácteos infantiles en Francia por posible salmonelosis

Picot AR es la marca afectada que, pese a que la contaminación se produjo en una fábrica española, no se vende en nuestro país
Los productos de la marca de Picot AR se vendían exclusivamente en farmacias francesas | EspañaDiario

 

Nuevo caso de contaminación por salmonela en los productos de la empresa de alimentación infantil Lactalis. La compañía francesa ha anunciado que retira todas las referencias de su marca Picot AR. 

Se han visto afectadas 16.300 cajas de leche infantil vendidas solamente en farmacias de Francia desde el pasado 29 de noviembre. Según recogía ‘El Español’, la compañía ha tomado esta decisión recordando que «aplicamos aquí un principio de máxima precaución y precisamos que no se ha lanzado ninguna alerta sanitaria contra esa referencia».

La marca Sodilac también ha tenido que retirar sus productos

Esta empresa francesa, que en España comercializa sus productos lácteos o papillas a través de las marcas Sanutri, Damira y Puleva Bebé, ya tuvo que retirar 37 referencias más a principios del 2018.

La fábrica donde se ha producido la contaminación se encuentra en España | Cedida

 

En esta ocasión no solo se han visto afectado productos de esta empresa sino también los de una de sus competidoras, Sodilac. Los alimentos infantiles de su marca Modilac también se ha contaminado, ya que los se fabrican en una misma fábrica que está situada en España. Sodilac comenzó a retirar sus productos el pasado jueves, aunque han confirmado que ninguno de ellos se comercializa en España

Dos niños menores de dos años tuvieron que ingresar en el hospital

Las alarmas saltaron cuando las autoridades francesas detectaron cuatro casos de salmonelosis por el consumo de productos Modilac. El organismo francés de Sanidad confirmó que dos niños menores de dos años tuvieron que ser ingresados en un hospital, aunque ya han recibido el alta, tras consumir unas proteínas de arroz que les habrían causado la enfermedad. 

La investigación que están llevando a cabo los responsables sanitarios del país vecino continúa. La Dirección General del Consumo, la Competencia y la Represión de Fraudes francesa está estudiando otros posibles tres casos. Pese a que los productos no se venden en España, las autoridades sanitarias españolas están colaborando con las francesas.