ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Muere el niño de 21 meses que cayó de un quinto piso en Barcelona

El pequeño se subió a la cama, abrió por completo la ventana de la habitación y se precipitó por ella
Una ambulancia del SEM, en un imagen de archivo  | Cedida

 

El niño de 21 meses que ingresó durante la tarde de este lunes, 15 de octubre, en el Hospital de la Vall d'Hebrón de Barcelona ha fallecido como consecuencia de las heridas provocadas por la caída desde un quinto piso en un edificio de la capital catalana.

El pequeño llegó al centro médico en estado muy crítico después de haberse precipitado desde el balcón. El suceso se produjo en el distrito de Nou Barris, concretamente en el barrio Ciutat Meridiana.

Tragedia en Barcelona

Al parecer los hechos sucedieron aproximadamente a las 16.00 horas, momento en el que sus padres se encontraban en la casa con el pequeño.

Al parecer, el niño se subió a la cama de su habitación desde donde podría llegar a la ventana que da a la calle. Esta estaba entreabierta, pero el menor la abrió completamente y se precipitó por ella, cayendo al vacío desde el quinto piso del edificio.

Los Mossos d’Esquadra han confirmado que no han visto indicios de criminalidad y que tratan el suceso como un accidente. Según cadena de televisión local, hasta el lugar de los hechos se desplazó una ambulancia del Sistema de Emergencias Médicas, sin embargo, para cuando llegó a la zona el pequeño ya había sido trasladado al hospital, donde ingresó en estado muy crítico.

Muere un niño de un año atropellado en Terrasa

A principios de este mismo mes otra tragedia con un niño de una edad similar sucedía también en la provincia de Barcelona, en aquella ocasión, por desgracia, los hechos acabaron provocando la muerte del pequeño implicado.

Un niño de solo un año murió el pasado 4 de octubre después de ser atropellado frente a la guardería en la que se encontraba, en el barrio Can Tusell de la localidad de Terrasa . Sus padres lo acababan de recoger y estaban a punto de atarlo al cochecito de seguridad cuando en un momento de despiste el niño fue corriendo hacia la carretera y un coche que pasaba por allí justo en el momento no fue capaz de esquivarlo.

Pese a que hasta el lugar acudió una ambulancia rápidamente y el niño fue trasladado al Hospital Parc Taulí de Sabadell, el pequeño acabó falleciendo horas más tarde debido a las heridas de carácter crítico que había sufrido.