ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Detenidos tras conducir de manera temeraria y con un bebé en el regazo en Ciudad Real

Acusados de un delito de atentado a agentes de la autoridad y un delito de conducción temeraria al circular a gran velocidad con un bebé en el regazo
Imagen de los agentes que poco después detendrían a los dos agresores | Policía Nacional

 

Agentes de Policía Nacional han detenido en Ciudad Real a dos hermanos como presuntos autores de un delito de atentado a agentes de la autoridad, imputándole también a uno de ellos un delito de conducción temeraria al circular a gran velocidad con un bebé en el regazo.

La intervención se inició gracias a una llamada al 091 por un ciudadano anónimo que alertó de que una persona se encontraba conduciendo de forma brusca y peligrosa por las calles adyacentes a la zona de San Martín de Porres de Ciudad Real. Además, este varón llevaba un bebé en el regazo mientras conducía, con el consiguiente peligro para el menor y los viandantes, ha informado la Policía Nacional en nota de prensa.

Instantes después, cuando varios indicativos policiales se encontraban en el lugar recabando información sobre los hechos, se aproximó un varón que trató de entorpecer el normal desarrollo de la labor de los agentes, llegando a empujar, insultar, amenazar y agredir a uno de ellos, por lo que se procedió a su detención.

Seguidamente se personó en el lugar otro individuo, muy alterado, que dijo ser hermano del detenido y que en ese momento fue identificado como el conductor del vehículo que había motivado la intervención. Esta persona también comenzó a proferir insultos, empujando y golpeando en varias ocasiones a los agentes, por lo que fue detenido, imputándole la presunta comisión de los delitos de atentado a agentes de la autoridad y conducción temeraria.

El asesino de su mujer e hijastra en Daimiel: «Hice lo que tenía que hacer», Ciudad Real

Los agentes que procedieron a la detención del asesino de su mujer y su hijastra en Daimiel (Ciudad Real) han manifestado que el detenido les dijo que había hecho «lo que tenía que hacer». El asesino responde a las iniciales M.J.Y.M.

Los agentes que acudieron al escenario del crimen alegan que cuando le espetaron que soltara el cuchillo que llevaba en las manos, dijo esa frase con calma y tranquilidad.

Inmediatamente soltó el cuchillo «sin oponer resistencia» y fue detenido. Los policías corroboraron que el detenido «no estaba alterado, ni fuera de sí», además añaden que en todo momento tuvo «un comportamiento correcto».