Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Hallan centenares de cadáveres amontonados en el cementerio de Manacor: «Hay un negocio oculto»

Los vecinos creen es una «vergüenza» y una «barbaridad» lo ocurre «desde hace años»
Encontraron en unas salas del cementerio de Manacor centenares de cuerpos sin sepultar apilados | EFE

 

Centenares de cuerpos sin sepultar y cajas con restos óseos fueron encontrados en el cementerio del municipio mallorquín de Manacor, dentro de unas salas que llevaban años sin abrirse, en las que se cree que fueron depositados a raíz de una reforma a principios de los años 80. Ahora, el Ayuntamiento podría ser sancionado por el Govern.

Los vecinos creen que existe «un negocio oculto»

Varios vecinos han declarado a ‘El Mundo’ que ellos opinan que debe existir un motivo más oscuros que el de una incomprensible negligencia para que los cuerpos fueran sacados de sus tumbas entre 19982 y 1983, periodo en el que se realizó la última reforma del cementerio municipal. Sin embargo, desde el Ayuntamiento no han querido hacer declaraciones.

Para los vecinos de Manacor es una «vergüenza» y una «barbaridad» lo ocurre «desde hace años» y «sin que nadie quiera hacerle frente». Además, añaden que el cementerio «necesita una buena revisión por parte de la justicia», pues cuentan que existen «manipulaciones», sobornos, y que han aparecido huesos entre tumbas, siendo «un negocio oculto» desde hace muchos años.

Por su parte, la Conselleria de Salud realizará un informe y se han puesto en contacto con el Ayuntamiento de Manacor para esclarecer lo ocurrido, aunque advierten que deberá esperarse al resultado de las investigaciones para determinar las consecuencias y la sanción que interpondrán al consistorio por la gestión del cementerio. Jesús Jurado, secretario autonómico de memoria democrática, lamenta «la falta de delicadeza y sensibilidad» y que se encuentran en «un tremendo desbarajuste» que «no tiene «justificación».

Centenares de cuerpos sin sepultar

El pasado mes de agosto, dos regidores del actual equipo de gobierno encontraron los cuerpos por casualidad en una visita al cementerio. Decidieron abrir las salas, para lo que tuvieron que forzar la puerta con una palanca, puesto que nadie en el consistorio tenía las llaves. Al parecer, el funcionario del cementerio murió hace dos años y su sucesor nunca tuvo las llaves de estas salas.

La hipótesis que se baraja desde el Ayuntamiento es que tanto los cuerpos como los restos óseos se depositaron en estas salas a raíz de una reforma del cementerio a principios de los años 80. Según el consistorio, los cuerpos podrían haberse depositado ahí temporalmente, pero, por causas que se desconocen, nunca volvieron a sus nichos.

En ese momento, desde el Ayuntamiento avanzaron que pedirían «responsabilidades políticas»: «Es un tema muy sensible para la ciudadanía y para los ciudadanos de este municipio, que tienen sus familiares enterrados en este cementerio, por lo que desde la alcaldía pedimos respeto y prudencia».

Comentarios