Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Un joven de 21 años es detenido tras incumplir la orden de alejamiento en Ibiza

Ha ocurrido en un domicilio de la avenida Ignasi Wallis
El detenido violó la orden de alejamiento en vigor | España Diario

 

Un joven de 21 años ha sido detenido esta pasada noche por la Policía Local de Ibiza por quebrantar una orden de alejamiento a la que fue condenado por un delito de maltratos físicos en el ámbito familiar.

La Policía Local han recibido una llamada del 112 a las 00,15 horas, solicitando la presencia de agentes en un domicilio de la avenida Ignasi Wallis, por una discusión muy acalorada entre dos personas, ha informado el Ayuntamiento de Ibiza en una nota.

Al llegar, los policías han observado cómo dos hombres salían del portal y uno de ellos rompía el cristal de la puerta. Al darle el alto, ambos han hecho caso omiso y han intentado huir, pero han sido perseguidos e interceptados por los agentes.

Los dos hombres, que son hermanos, estaban indocumentados, por lo que han sido trasladados a la Comisaría de Policía Nacional para su identificación.

Las personas que se encontraban en la vivienda, que son parientes de los dos hermanos, han informado a los agentes de que uno de ellos tiene una orden de alejamiento de este domicilio.

Una vez en Comisaría, se ha verificado que la orden por maltrato en el ámbito familiar está en vigor, motivo por el que ha quedado detenido y pasará a disposición judicial.

Positivo en alcohol

El conductor «presentaba signos evidentes» de haber bebido en exceso | España Diario

 

Por otro lado, la Policía Local ha imputado de un delito contra la seguridad viaria a un hombre de 49 años, que conducía de forma errática por la avenida de Sant Josep y que ha dado positivo en las pruebas de alcoholemia.

Una dotación de Policía Nacional ha localizado al vehículo circulando de forma errática por avenida de Sant Josep, y ante el peligro que suponía para el resto de los usuarios de la vía, le han dado el alto y han observado que el conductor presentaba «signos evidentes» de encontrarse bajo los efectos del alcohol.

Los agentes han solicitado la presencia de la Policía Local para la realización de la pruebas alcoholemia, que han dado como resultado 1,02 y 0,97 mg/l, por lo que se han abierto diligencias judiciales.