ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

La Guardia Civil cree que el tapón del pozo se formó por culpa de la caída de Julen

En la investigación se recoge que la formación fue «fortuita» y que está compuesto de «material del propio pozo»
El tapón estaría compuesto por rocas y tierras del propio pozo | EspañaDiario

 

La investigación de la Guardia Civil sobre el accidente que acabó con la vida del pequeño Julen continúa aportando nuevos datos sobre que ocurrió el pasado 13 de enero en una finca de Totalán, Málaga. Agentes de la Policía Judicial han analizado la grabación del robot que se realizó durante las primeras horas del rescate de Julen. Después de muchos visionados, según explica el diario 'SUR', creen firmemente que fue la caída del niño la que provocó que se hiciera un tapón en el pozo

Así se lo han comunicado a la titular del Juzgado de Instrucción número 9 de Málaga que desde el día del accidente se hizo cargo del caso. La abogada de los padres del niño de 2 años, Antonia Barba, confirmaba que está es la hipótesis que barajan los investigadores. 

El tapón está formado por rocas y tierra del pozo

La conclusión a la que han llegado los agentes de la Benemérita es que el tapón se formó de manera «fortuita» mientras el menor se precipitaba por el pozo hasta unos 70 metros de profundidad. 

El gran tapón de piedras y tierra que había sobre Julen obligó a realizar el rescate por un túnel paralelo | EspañaDiario

 

Las imágenes captadas, 16 fotografías y 23 vídeos, hacen pensar que el tapón está compuesto por material del propio pozo. Y es que los investigadores explican que sobre el tapón «no se halla ningún objeto extraño sobre el mismo, solo tierra y piedras»

 

La composición del terreno facilitaba los desprendimientos

Durante los primeros instantes del rescate ya se pudo comprobar como la composición del terreno era «heterogénea». En las paredes del agujero aparecían «zonas más duras con otras blandas», una mezcla de materiales rocosos y arenosos que facilitaba los desprendimientos. 

En todo el proceso de grabación y captación de imágenes con el robot, pese a el poco peso del mismo, se produjeron «pequeños desprendimientos». Esto, sumado a las filtraciones de agua que había en el pozo, hace pensar a la Guardia Civil que en su caída, Julen arrastró consigo piedras y arena que acabó compactándose como «barro, lo que impidió la succión de la misma con la maquinaria de que se disponía».