ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Se archivan las ocho denuncias de Juana Rivas por «inverosímiles» y por «manipular» a sus hijos

Las denuncias fueron interpuestas entre los años 2016 y 2018
Las ocho denuncias por maltrato interpuestas por Juana en Italia han sido archivadas por falta de pruebas | España Diario

 

La Fiscalía italiana ha archivado las ocho denuncias interpuestas por Juana Rivas entre los años 2016 y 2018 contra su ex pareja Francesco Arcuri, en las que la española lo acusaba de maltrato a sus hijos. De hecho, ha considerado «absolutamente inverosímil la narración de la extraordinaria violencia» hacia sus hijos por parte del padre.

Según lo entiende la fiscalía italiana, Rivas ha usado a sus hijos «como escudos humanos», obligándoles a situarse «con el progenitor que ellos entendían más frágil» y haciéndoles declarar y narrar agresiones que no han existido jamás.

La Fiscalía italiana ve «manipulación materna»

El motivo principal por el que se ha acabado teniendo esta percepción ha sido que ninguna de las denuncias de la española han podido ser probadas, es decir, que no hay pruebas de ello. Se basan en que las pruebas presentadas no correspondían a las situaciones denunciadas, por lo que las únicas pruebas que tenían peso fueron las declaraciones de sus hijos, los cuales se encontraban bajo una «manipulación materna».

Lo fundamental es que la Fiscalía archivó por falta de pruebas la denuncia hecha el 12 de julio de 2016, en la que Rivas se basó para no devolver a los niños a su padre. Tras no poder presentar pruebas concluyentes de su denuncia, se condenó a Juana Rivas a cinco años de cárcel por sustracción de carácter internacional de menores.

Según la psicóloga del caso, Juana «manipuló» a sus hijos para que declararan falsedades | Diario Jaén

 

El archivo de la justicia italiana se sustancia en el informe entregado por la psicóloga Ludovica Lesu, en el que afirma que Rivas tiene una «personalidad patológica» y «manipuladora» con sus propios hijos.

Hace un mes y medio la Audiencia Provincial de Granada confirmó que Rivas debe cumplir los cinco años de cárcel y otros seis sin la patria potestad de los menores por su sutracción durante 14 meses. Además, un juez italiano ha puesto a Juana a tratamiento semanal de refuerzo de «la maternidad», tras entender que es incapaz de anteponer los cuidados de los menores a sus propios intereses.

Por su parte, los abogados de la española han anunciado que recurrirán al Tribunal Supremo la condena por cinco años de prisión a Juana, pues creen que hay elementos «suficientes» para un indulto.