Investigada por agredir al trabajador de un centro de salud de Almería

La Guardia Civil ha desarrollado las diligencias correspondientes para esclarecer las circunstancias de los acontecimientos
Imagen de archivo | Guardia Civil

 

La Guardia Civil está investigando a la presunta autora, una mujer de 50 años, con domicilio en la localidad de Vícar (Almería), de un delito de atentado a agente de la autoridad tras agredir a un trabajador del centro de salud de la localidad de Berja.

Según un comunicado de la Guardia Civil, la presunta autora de la agresión llegó al centro de salud para que atendieran a su hija menor de edad, si bien lo hizo cuando el servicio que requería se encontraba ya cerrado.

La Guardia Civil colabora con Delegación de la Junta de Andalucía en Almería para evitar este tipo de hechos, así como para dar conocimiento de medidas de autoprotección y reacción ante una agresión.

Los agentes de la Guardia Civil iniciaron la investigación de los hechos el pasado día 8 de diciembre, tras conocer las circunstancias ocurridas la tarde del día anterior en el centro de salud de Berja, donde una persona llega a agredir a uno de los trabajadores del Centro.

 

El centro se encontraba cerrado

Según pone en conocimiento la víctima, una mujer llega con su hija, menor de edad, al centro de salud para que su hija sea atendida, si bien esta persona llega cuando el servicio al que acude se encuentra ya cerrado. Esta persona es informada de esta circunstancia, así como que se le iba a atender de cualquier modo, momento en que esta mujer se pone nerviosa.

En el instante en el que el trabajador del centro de salud se dirige a atender a la hija, la mujer comienza a ponerse cada vez más nerviosa, increpando y amenazando, llegando a dar un empujón al trabajador, siendo ambas personas separadas por otros dos trabajadores.

 

La Guardia Civil investiga los hechos

Con esta información la Guardia Civil inicia la investigación de los hechos, centrando la misma en esta persona, conocida por la víctima y vecina de la localidad. Finalmente, los agentes localizan a esta persona, con la que establecen varias conversaciones, tras las cuales es investigada como presunta autora de un delito de atentado a funcionario público.

Las diligencias instruidas por la Guardia Civil han sido entregadas en el Juzgado de Instrucción en funciones de guardia de Berja.

Guardia Civil recuerda que este tipo de hechos son constitutivos de delito, recogido en el artículo 550 del Código Penal.

Para poder evitar este tipo de hechos, la Guardia Civil colabora con Delegación de la Junta de Andalucía en Almería, impartiendo charlas y conferencias en las que asisten personal sanitario, en las que explican cuáles son las medidas de protección jurídica y penal que asiste a dicho personal sanitario, a la vez que forman a los asistentes sobre cómo gestionar y resolver situaciones de conflicto, así como aportan medidas básicas de autoprotección y reacción ante una agresión.