TEMPORAL EN DIRECTO

❄️⛔️ ALERTA CARRETERAS: La A-6, cortada por la nieve

Antonio, quien hizo el pozo al que cayó Julen: «Tengo la conciencia tranquila»

El pocero ha asegurado que él selló el agujero y entregó a la Guardia Civil toda la documentación y una fotografía de cómo dejó la zona
Antonio Sánchez, hombre que hizo el pozo al que cayó Julen, finalmente habla | Telecinco

 

El ‘caso Julen’ continua abierto, aunque por ahora se encuentra bajo secreto de sumario, en busca del responsable de la trágica pérdida del pequeño de dos años tras su caída en un pozo en Totalán, Málaga. Una pena de hasta cuatro años de prisión por un homicidio imprudente que pesa sobre dos posibles cabezas: el dueño de la finca o el pocero.

Según David Serrano, tío del pequeño y dueño de la finca, tapó el pozo con dos bloques de hormigón y, en la comparecencia realizada este martes 5 de febrero, culpa al pocero por negligente. Sin embargo, Antonio Sánchez, el hombre que hizo la perforación, aseguró para ‘El Español’ que él lo dejó tapado.

El pocero tiene la conciencia tranquila

Hasta ahora Antonio no ha querido hacer ninguna declaración, pero tras mucha insistencia finalmente respondió una llamada realizada una hora antes de que Serrano declarase ante la prensa acusándolo. El pocero, en cambio, aseguró «tener la conciencia tranquila» y añadió que «ellos hablan porque están nerviosos».

David Serrano, tío de Julen y dueño de la finca, culpa a Antonio Sánchez, el pocero | La Sexta

 

Por otra parte, Antonio también ha dejado claro que desde el segundo día, tras la caída del pequeño Julen al pozo, cuenta con un abogado y ha entregado toda la documentación disponible a la Guardia Civil, junto a una fotografía donde «se ve el pozo y una montaña de escombros por las seis toneladas de tierra que se extrajeron durante la perforación».

Alguien trabajó en el pozo después de él 

El pocero también ha afirmado que «no estaba la zanja que el dueño abrió luego. Ni el suelo estaba rebajado». «Después de mí, alguien trabajó allí», ha asegurado. Además, el hombre ha colaborado siempre con la justicia: «No me presenté más días en aquella finca porque me dijeron que ya no hacía falta. Si me llama la jueza, voy encantado. Pero a mí ya no me ha llamado nadie del juzgado».

Antonio Sánchez asegura que alguien trabajó la zona del pozo después de él | Telecinco

 

El pocero también ha explicado que en la finca perforó dos pozos. Uno de 150 metros aproximadamente y otro de 111 metros, al que cayó Julen, cerca del primero y «ninguno tenía agua». Pero ambos los selló «con una piedra. Por eso digo que estoy muy tranquilo». También ha dejado claro que Serrano le dijo en su momento «había pedido los permisos», sin embargo, Antonio ha confesado que David Serrano «siempre le dio muy mala espina». Ahora solo hace falta ver qué determina finalmente la Justicia.

Comentarios