Una pareja gana el Euromillones y su hijo los lleva a juicio por recibir «solo» 1,8 millones

El hijo de la pareja alego que sus padre debían blindarle ayuda económica de por vida

Un hijo lleva a sus padres a juicio después de que estos le dieran 1,8 millones tras tocarles la lotería. Dave Dawes, de 32 años, y su esposa Angela fueron los afortunados ganadores del Euromillones premiado con 110 millones de euros. Por ello, la familia decidió compartir el premio con su hijo Michael, a quien le ofrecieron 1,8 millones. Pero al joven la cifra no le pareció suficiente, por lo que decidió llevar a sus padres a los tribunales alegando que ya no le cuidaban.

Él se gastó la cantidad recibida en muy poco tiempo y expuso ante los tribunales que sus padres deberían blindarle ayuda económica de por vida. El dinero del joven se esfumó tan rápido porque nada más enterarse de la noticia dejó su trabajo, se compró una villa de 500.000 euros y otra de 250.000 para la familia de su pareja. Además de compartir el dinero con sus amigos, tal como describe ‘La Información’.

Según el juez del caso, Nigel Geral, Michel y su pareja llegaron a tener gastos por valor superior a 30.000 euros al mes. El juez sentenció que «tenía los fondos para vivir una vida cómoda, pero se comportó como un niño mimado que esperaba que su padre rescatase su cuenta bancaria».

Dave Dawes llegó a expresar que estaba «desconcertado» ya que no entendía como un año después de darle el dinero a su hijo este le pidió más fondos. Finalmente, el juez falló a favor de los progenitores, lo que significa que no están obligados a darle más dinero a su hijo para reponer los fondos perdidos.


Comentarios

envía el comentario