ESPAÑA DIARIO

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@espana-diario.es

Muere a los 76 años Aretha Franklin, la gran diva del soul

La cantante estadounidense llevaba más de un año fuera de los escenarios debido a un cáncer de páncreas
Aretha Franklin falleció este jueves, a los 76 años de edad. | Europa Press
 

La gran diva del soul, Aretha Franklin, ha fallecido este jueves en su casa en Detroit, tras varios años con problemas de salud.

La cantante pasó sus últimos días recibiendo cuidados en su vivienda y rodeada de sus familiares y amigos más cercanos, los mismo que la acompañaron en los momentos más difíciles desde que empezó a sufrir cáncer de páncreas.

Precisamente tras conocer la noticia de esta enfermedad, la reina del soul anunció en febrero de 2017 el fin de su carrera musical; este 16 de agosto falleció a los 76 años.

El ultimo acto público en el que se le vio a la reina del soul fue en Nueva York, en un concierto en apoyo a la labor de la Fundación Elton John.

Inició su vida musical muy joven

Aretha Franklin nació el 25 de marzo de 1942 den Menphis, Tennessee y su amor por la música empezó a despertar gracias sus raíces familiares: su madre Barbara Franklin era cantante de música religiosa y su padre LeVaughn Franklin, amigo de Martin Luther King, era predicador.

Con sólo 14 años grabó su primer disco y poco a poco la influencia de Dinah Washington y Ella Fitzgerald, exponentes del jazz, fueron indicándole su camino musical.

Se trasladó a Nueva York donde trabajó con Columbia Records y más tarde se cambió a Atlantic Records donde grabó 'Respect', de Otis Redding, el tema que la llevó a la fama y a declarar el empoderamiento femenino en EstadosUnidos, en el año 1967.

 

Una cantante que sobresalió en diferentes dimensiones

El talento de la reina del soul sirvió no sólo para deleitar a sus seguidores por su magnífica interpretación, sino para defender algunas luchas sociales en Estados Unidos.

Su voz sirvió para apoyar la lucha de los derechos raciales en su país, y también para reinvindicar colectivos feministas, a los que logró llevarles la música góspel.

Mientras hacía su aporte a la sociedad, su éxito musical seguía creciendo y engrandeciendo el género soul al lado de otros gigantes como James Brown, Otis Reddings y Sam Cooke.

Su nombre quedó grabado en 1979 en el Paseo de la Fama de Hollywood, donde hay una estrella que rinde homenaje a su trayectoria artística.

Unas de sus últimas apariciones que llamaron la atención, han sido en los actos de toma de posesión de los presidentes Bill Clinton y Barack Obama, en los año 1993 y 2009, respectivamente.