¿TE ENCANTA SÁLVAME?

Únete al nuevo grupo de Facebook para comentar, cotillear y disfrutar con Sálvame. PINCHA AQUÍ, ¡te encantará!

España en máxima alerta: El calor podría matarnos en unos años

Los días de temperaturas extremas se multiplicarán por 4, con mayor frecuencia y sin tregua, complicando los problemas de salud de las personas más afectadas.
Imagen de una calle con mucho calor
Los días de temperaturas extremas se multiplicarán por 4 en las próximas décadas | PixaBay

El cambio climático, responsable de los próximos, y por no decir, de los ya actuales problemas a escala global, será el grande ‘enemigo’ contra el que luchar a partir de ahora. Nos lo creamos o no, es un hecho verídico y cada día el planeta Tierra se escalfa a un ritmo sin precedentes.

Este avance de las temperaturas, cada vez más extremas, hará que la vida en la Tierra sea realmente complicada. Así lo demuestra un nuevo estudio publicado por un equipo internacional de investigadores, liderados por Jun Wang, de la Academia China de Ciencias en Pekín, donde han llegado a la conclusión de que durante las próximas décadas el número de días y noches veraniegas de calor extremo podrían aumentar hasta 32, unas 4 veces más de las que hay en la actualidad.

Esta situación hará que los días extremadamente calurosos aparezcan con mayor frecuencia y también de manera consecutiva, agravando los riesgos de salud de las personas al no dar tregua a las personas afectadas. De hecho, varios días y noches de calor extremo consecutivo es, precisamente, lo que hace que las olas de calor se vuelvan peligrosas.

 

Un infierno para Europa occidental

Wang y su equipo llegaron a los resultados que los mayores aumentos, tanto en frecuencia como en intensidad de estos días extremos, tendrán lugar en ciudades del este de los Estados Unidos, Europa occidental, Asia occidental y China oriental.

En el acuerdo de París, se estableció el objetivo de limitar el calentamiento a menos de 1,5º o 2º. Pero según el estudio, en ninguno de los casos se logrará, a estas alturas, reducir el número de futuros días de calor extremo. Eso sí, si las temperaturas aumentaran 2 grados (en lugar de 1,5), habría que añadir otros cinco días adicionales de calor extremo a los resultados.



Comentarios

envía el comentario